Mis deseos para El Salvador en 2013

El Salvador... de colores
El Salvador… de colores

Es bueno tener propósitos, buenos deseos para los demás y para nosotros. Al fin y al cabo pareciera que somos un mismo cuerpo en el que si una parte no funciona afecta al resto. Y por eso en este día, último del año, final de un ciclo e inicio de uno nuevo, escribo lo que deseo para este país y su gente, para toda su gente sin distinción.

Siendo un pueblo grande, en el que los prejuicios y creencias obsoletas parecieran mantenernos en el atraso deseo que los salvadoreños comprendamos de una vez por todas que:

No existen ciudadanos de primera, segunda, tercera, o quinta. Que todos somos iguales. Sólo somos seres humanos.

Las diferencias de creencias religiosas o ideologías políticas, o cualquier otro tipo de diferencia sólo son eso DIFERENCIAS; pero ni una ni otra es mejor o peor. Y las personas no deberían creerse mejores o peores por abrazar una de esas “diferencias”.

No está mal desear tener una mejor vida… la vida es acerca de buscar ser mejores cada día en infinidad de sentidos. Cada uno tiene derecho a encontrar su “mejor” ser.

Abandonar el juicio es importante para dejar de estar divididos como nación.

La ley y la libertad deben aplicarse de la misma forma para todos. La justicia no será real mientras existan individuos o grupos a los que la ley no alcance, o esta no se aplique de igual forma para todos, o el dinero y los contactos faciliten un “tipo” de justicia diferente que para el resto.

Cultivar la conciencia social (preocuparse por los demás y hacer algo para ayudarlos) es clave para alcanzar la paz que tanto anhelamos los salvadoreños. Y el compromiso personal de cada ciudadano por hacer cambios en su entorno, es importante para procurar el bienestar para las mayorías.

Dejar de esperar que un milagro o que otros solucionarán los problemas personales y de la nación, es sólo el principio para que asumamos -de forma individual y colectiva- que tenemos mucho que aportar para hacer de este un mejor país.

Sueño con que este país sea más consciente, más responsable, más educado, más justo. Y no quiero dejar de soñarlo así, porque si no lo imaginamos en positivo tampoco haremos las cosas que nos corresponden para avanzar poco a poco y en determinadas áreas prioritarias, como la educación y el acceso a la justicia. O acaso ¿creemos que es mejor caer en el abandono de la indiferencia y falta de esperanza?

2 comentarios en “Mis deseos para El Salvador en 2013

  1. Haz logrado plasmar en unas palabras exactamente mis pensamientos y por ende mis deseos para esta gran nacion que esta un poco adormitada pero que sigue siendo grande!!
    Felicitaciones y mis mejores deseos para que tu 2013, este lleno de oportunidades para seguir aportando motivacion a todos nosotros!!!

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s